Lo Último

Incidente en Nueva York con el esposo de una diplomática Argentina

La sede de la Misión de Cuba ante Naciones Unidas en la Avenida Lexington, de Manhattan, donde habría ocurrido la pelea a golpes entre el argentino Martiniano Sosa y el jordano Mutaz Hyssat

El esposo de una diplomática argentina ante las Naciones Unidas habría protagonizado una violenta pelea en Nueva York. Julio Martiniano Sosa, esposo de la segunda secretaria de la Representación Permanente de Argentina ante Naciones Unidas Natalia Virginia Babio, habría sostenido una discusión con el empleado de la ONU Mutaz Hyssat.

Los hechos habrían sido cerca de las 22:45 de la noche del viernes mientras ambos asistían a una fiesta en la misión de Cuba, en el 315 de la Avenida Lexington, cerca de la Calle 38, en el este de Manhattan. La información salió publicada en The New York Post.

La discusión habría subido de tono, y Sosa y Hyssat habrían empezado a pelearse a trompadas cuando Sosa le habría arrojado su bebida y habría golpeado la cara a Hyssat, según publicó el diario neoyorquino. La policía informó que no pudo arrestar a Sosa porque la investidura de Babio extiende a su esposo el amparo de la inmunidad diplomática.

"Tomamos contacto con la oficina de la ONU donde trabaja (Hyssat), que es jordano, y nos pusimos a su disposición para cualquier esclarecimiento que fuera necesario", le dijo Alejandro Verdier, representante permanente alterno de Argentina ante la ONU, a Infobae. Y agregó: "Esperamos que esto no tenga mayores consecuencias".

"Nadie invocó ninguna inmunidad porque no ha habido ninguna acusación", declaró Verdier. "No le restamos importancia (al incidente), pero fue un hecho privado entre dos adultos que no requirió hospitalización", señaló.

Listado oficial de parte de la Representación Permanente de Argentina en la ONU, al pie de la cual aparecen los nombres de Babio, segunda secretaria, y Sosa
Listado oficial de parte de la Representación Permanente de Argentina en la ONU, al pie de la cual aparecen los nombres de Babio, segunda secretaria, y Sosa

Según Verdier, Hyssat no es parte de la delegación jordana ante Naciones Unidas, pero como empleado de la ONU también goza de inmunidad diplomática. El funcionario explicó que hablaron con sus superiores, no con él.

"No es nuestra intención que esto escale, pero tampoco queremos escondernos", declaró el representante alterno de Argentina.

Cuando fue abordado la mañana del domingo al salir de su casa en el East Village, "Hyssat parecía haber salido de una pelea de 10 asaltos con Rocky", indicó el New York Post.

En un caso anterior, reportado por el mismo periódico hace una semana, una congresista federal se involucró para pedir que el cónyuge de una funcionaria británica -también amparado por la inmunidad diplomática- compareciera ante la Justicia.

Pero en ese caso fue la propia diplomática inglesa quien llamó a la policía porque, según dijo, su esposo la estaba golpeando. El presunto agresor, Youssef Amrouche, igual quedaba al amparo del privilegio diplomático.

La Congresista Carolyn Maloney, en cuyo distrito se localiza la vivienda de la pareja, envió una carta al secretario de Estado Mike Pompeo y al Servicio de Relaciones Exteriores inglés solicitando una excepción para que Amrouche fuera exonerado de su inmunidad diplomática y pudiera encarar un proceso judicial.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close