Lo Último

Todo lo que tenés que saber si andas en bici o querés empezar

Andar en bici nos hace realmente bien a la mente y al cuerpo.

Transportarse diariamente de casa al trabajo, completar la cuota de ejercicio diario y reducir el estrés y el impacto sobre el medio ambiente. Hacer todo eso al mismo tiempo es posible e implica una sola acción: pedalear.

La bicicleta, además, nos ahorra el padecimiento de esperar el colectivo que nos deje bien, los inconvenientes encuentros cercanos del tercer tipo que incluye el trasladarse en subte y las "más vueltas que una calesita" que damos cuando vamos en auto y no encontramos dónde estacionar.

Este vehículo de transporte personal impulsado por el propio viajero a través del esfuerzo muscular de las piernas es, además, el medio de traslado más económico que existe. Aunque inviertás en una súper bicicleta –de ésas que valen casi como una moto–, a la larga o a la corta vas a terminar ahorrando: no precisa nafta ni electricidad, ¡ni carga de SUBE!, no paga seguro ni patente, no requiere licencia y, en general, se estaciona gratis.

Moverse en bicicleta no cuesta más que las ganas. "Cuando te movés en bici, todo depende de vos. El tráfico deja de importarte. Por eso es que, generalmente, en bici los tiempos varían muy poco si hay o no tráfico. Si llegás tarde es porque saliste tarde", cuentan Ariel e Isabel de La Guía BAiker, una revista sobre ciclismo urbano de distribución gratuita.

Está comprobado que cuantos más usuarios de bici y menos conductores de autos haya, el tránsito mejora notablemente en cuanto a fluidez y accidentes.

De hecho, ése fue uno de los motivos por los cuales la ciudad holandesa de Ámsterdam –una de las principales entre las localidades bike friendly– decidió inclinar sus políticas de transporte hacia el empleo de la bicicleta en los años setenta.

En Copenhague, la capital danesa, donde el 62 % de los ciudadanos monta a diario en bici, mientras que sólo el 9 % usa automóvil, ¡no hay chances de sufrir un atasco de tránsito! Barcelona, Berlín, Montreal, Río de Janeiro e incluso Buenos Aires –a su ritmo– también apuestan fuerte al ciclismo urbano, un medio de transporte con todas las de ganar.

Fortalece el sistema inmunológico: la bicicleta activa los fagocitos, las células que eliminan las bacterias perjudiciales.
Fortalece el sistema inmunológico: la bicicleta activa los fagocitos, las células que eliminan las bacterias perjudiciales.

PEDALEÁ, QUE HACE BIEN. Hay algo casi mágico en el pedaleo y lo digo con conocimiento de causa: soy una bici-fan y trato de ir al trabajo un par de veces a la semana en ella. Recuerdo que mientras mi abuela pronunciaba su mítica frase "mangia, che ti fa bene", mi abuelo nos daba el envión para que aprendiéramos a andar sin rueditas.

Es que si comer hace bien, pedalear hace mejor: "cuando empezás a moverte en bici, al poco tiempo empezás a sentir la necesidad de hacerlo siempre y para todos lados. Te saca una sonrisa constante y de pronto te das cuenta de que tu cuerpo cambia y tu capacidad aeróbica también", aseguran Ariel e Isabel.

Dentro de los múltiples beneficios que trae consigo el uso de la bicicleta, podemos destacar que:

x Minimiza el riesgo de infarto en un 50 % porque, cuando pedaleás, aumenta el ritmo cardíaco y disminuye la presión arterial, haciendo que el corazón trabaje a un ritmo más eficiente.

x Reduce el colesterol malo y aumenta el bueno, gracias a que incrementa la flexibilidad de los vasos sanguíneos, lo cual disminuye el riesgo de calcificación.

x Fortalece el sistema inmunológico: la bicicleta activa los fagocitos, las células que eliminan las bacterias perjudiciales.

x Mejora la postura y disminuye los dolores en la zona de la espalda, ya que fortalece los músculos del torso a causa de la tensión del ejercicio.

x Activa las piernas y también trabaja la parte superior.

Andar en bici fortalece el sistema inmunológico: la bicicleta activa los fagocitos, las células que eliminan las bacterias perjudiciales.
Andar en bici fortalece el sistema inmunológico: la bicicleta activa los fagocitos, las células que eliminan las bacterias perjudiciales.

Si todavía no te animaste a hacerlo, es hora de que te vayas poniendo a prueba. Desde La Guía BAiker aconsejan empezar de a poco: "quizás podés pedalear un fin de semana haciendo ese recorrido para ver qué ciclovías te son útiles y cuánto tiempo tardás".

Para trasladar los objetos personales, no hay nada mejor que las alforjas o bolsos diseñados para usar arriba y abajo de la bici, "las mochilas son incómodas porque te hacen transpirar la espalda".

Y a no desanimarse si usás traje o tacos para ir a trabajar: "¡se puede pedalear perfectamente! De hecho, en Europa es una imagen de lo más común", explican, aunque no sea la forma más cómoda. Y siempre se puede llevar una muda de ropa para cambiarse.

Una vez que estás listo para montar en la bici, necesitás seguir estos tips que nos dan Ariel e Isabel:

xUsar siempre luces y casco.

x¿Avenida o bicisenda? Cualquiera de las dos, aunque la avenida es claramente para ciclistas más experimentados. La bicisenda es ideal para los que están arrancando.

x¿Se frena en los semáforos o no? Sí, se frena y más aún si hay peatones. En caso de estar en una intersección y no haber peatones ni autos cruzando, sí se puede pasar.

x¿Mejor por la derecha o por la izquierda? En base a la experiencia de la calle, es mejor circular por la izquierda cuando sea mano única, para evitar accidentes por aperturas de puertas de conductores distraídos o de colectivos que te encierran para arrimarse a las paradas. Sin embargo, por ley, se debería circular por la derecha.

Es importante obedecer siempre las normas de seguridad vial (incluyendo las señales de alto y semáforos).
Es importante obedecer siempre las normas de seguridad vial (incluyendo las señales de alto y semáforos).

SEGURIDAD BÁSICA. Antes de utilizar una bicicleta en la calle es importante tomar algunas precauciones para evitar el riesgo innecesario de lesiones mientras se conduce. Según nos recomiendan desde Monochrome, estas incluyen:

x Obedecer siempre las normas de seguridad vial (incluyendo las señales de alto y semáforos).

x Evitar conducir si tomaste alcohol.

x Utilizar siempre casco, anteojos, guantes, zapatillas especiales para pedalear y, en lo posible, ropa brillante para llamar la atención.

x Conducir prudentemente y a la defensiva. Esto significa ser cuidadoso en extremo y evitar todo exceso de confianza. Al compartir la calle con los autos siempre hay que circular prestando mucha atención.

xNo transportar a otros pasajeros.

x Utilizar la bicicleta sólo para el uso recomendado y no para hacer trucos ni acrobacias.

Si todavía no te animaste a hacerlo, es hora de que te vayas poniendo a prueba. Desde La Guía BAiker aconsejan empezar de a poco: “quizás podés pedalear un fin de semana haciendo ese recorrido para ver qué ciclovías te son útiles y cuánto tiempo tardás”.
Si todavía no te animaste a hacerlo, es hora de que te vayas poniendo a prueba. Desde La Guía BAiker aconsejan empezar de a poco: “quizás podés pedalear un fin de semana haciendo ese recorrido para ver qué ciclovías te son útiles y cuánto tiempo tardás”.

EN LA CALLE. Si vas a dejar la bici estacionada en un espacio público, recomendamos hacerlo con un buen candado que cuente con un nivel de seguridad 8, por lo menos.

Los niveles 1, 2 y 3 se consideran de protección básica. Los niveles 4, 5 y 6 son de seguridad general, y se utilizan para interiores y bienes de valor medio, por ejemplo, lockers. Los niveles 7, 8, 9 y 10 son de alta seguridad y se usan para asegurar bienes personales de mayor valor como motos y bicis.

Si no tenés un buen lock y linga, una excelente alternativa son los estacionamientos, que por ley deben aceptar bicicletas y cobrarles un 10 % de la tarifa que le cobran a un auto.

Texto: Redacción de Para Ti

Fotos: A. Atlántida/Instagram.

SEGUÍ LEYENDO:

¿Las personas entrenadas tienen mejor sexo que las sedentarias?

El fenómeno ASMR: cómo es el método de relajación que proponen las redes

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Close